Últimas reseñas

                        

Relato corto | Libertad

Para algunos es aquel momento en que salen de casa de sus padres a vivir su vida, para otros es salir a correr cada mañana. Para los presos es salir de la cárcel y para algunas amas de casa es cuando los hijos van a la escuela. Cada quién tiene su sentido propio de la libertad. Hay quién la descubre por casualidad, como yo, y quién la encuentra porque venía en el guión de su destino.

¿Pero cuándo fue la última vez que te sentiste libre? Libre de verdad. Esa libertad real que se siente desde el fondo del alma, que una vez que la sientes no vuelves a ser el mismo jamás. 

Tal vez seas alguna de las personas que mencione antes, pero hay un momento en la vida, aunque sea muy corto y efímero, en que se puede sentir la verdadera libertad como una gota de agua fresca en el alma y en el corazón.

Para mi fue un día que jamás olvidaré: la libertad llegó frente a mi en forma de claro de luna y anido en un lindo cóctel color azul. Un día en el que ni siquiera pensé en que podía (o quería) ser alguien diferente. Simplemente fui lo que fui y lo que soy ahora.

Fue una decisión tan simple el salir y tomar algo con una persona que en ese momento era especial para mí. Y parecía que todo era perfecto: clima perfecto, cantidad perfecta de gente, cóctel perfecto y tras varios días muy buenos. Como si todo se hubiese alineado para que yo pudiera saborear esos minutos de felicidad.

Ese momento tan efímero y ahora tan lejano quedo plantado para siempre en mi como la semilla de lo posible, como la esperanza de volver a sentirme así, aunque en el fondo sé que esa es una experiencia única en la vida.

5 comentarios:

  1. Hola me hs gustado mucho el relato y como escribes. Saludos

    ResponderEliminar
  2. Wow, no se como explicar lo que me hizo sentir, o sea si me tuve que preguntar cuando fue la última vez que me sentí libre, es fácil responder que en las vacaciones pasadas o algo así pero es algo triste que tengamos que esperar hasta ese momento para ser libres y no poder serlo siempre. Me gustó mucho tu relato, espero leer mas de lo que escribes pronto

    ResponderEliminar

Mi blog es un pequeño dinosaurio que se alimenta de comentarios, gracias por dejar un bocadillo para él ♥ A veces tardo un poquito en devolver o contestar, pero siempre lo hago, así que puedes activar las notificaciones para seguir la conversación!

Nota: Por favor no dejes links externos en otra sección aparte de Seamos Seguidores. Puedes checar las políticas del blog para saber más ;)